Para Qué Sirve Un Relajante Muscular – Riesgos Y Efectos Secundarios

Los relajantes musculares son un tipo de fármacos muy usados en la actualidad. En esta reseña hablaremos sobre para qué sirve un relajante muscular y cuáles son sus riesgos más comunes. Dichos fármacos originan la relajación total de los músculos. Es decir, se consume solo cuando los músculos están tan duros y contraídos que originan dolor. Aparte de ello, también se pueden usar para tratar los dolores de espalda y los fuertes calambres.

Este tipo de fármaco se puede administrar por medio de inyecciones o vía oral en forma de comprimidos. También, hay que tener en cuenta que los relajantes musculares poseen efectos secundarios que se explicaran a lo largo de la reseña. Por tal razón, se deben consumir con total responsabilidad.

Para qué sirve un relajante muscular

Para qué sirve un relajante muscular – Usos

Como anteriormente se comentó, los relajantes musculares son fármacos encargados de prevenir y eliminar la tensión muscular. Por lo cual, los músculos se relajan y no se contraen violentamente originando espasmos, ya sean dolorosos calambres que producen lesiones o dolorosas contracciones musculares.

¿Cuando tomar un relajante muscular?

La tensión muscular es un problema muy común y frecuente en personas de cualquier edad. Debido a que dicha tensión es la respuesta que origina los músculos frente a situaciones de estrés, sin importar el tipo (físico o emocional). Es decir, cuando los músculos se tensan totalmente, la adrenalina de todo el cuerpo se eleva y se consigue el aumento de la tensión arterial, aumentando también el ritmo cardíaco y tensando así los músculos. Por dicha razón, la tensión genera dolor y molestias. A continuación, se explicarán las situaciones en las cuales se puede optar por tomar un relajante muscular:

-Malas posturas: Cuando existe dolor en la parte baja o alta de la espalda. Más que todo cuando se realizan forzosos movimientos, o simplemente cuando se mantiene una mala postura día a día, es posible que la persona comience a sufrir tensiones en la espalda, brazos o cuello de manera habitual.

-Practicar deportes extremos: Es normal que uno de los factores comunes de la aparición de tensión muscular o lesiones importantes sea la práctica de deportes extremos. Las sesiones en músculos, tendones o ligamentos se originan por la inflamación de los mismos, es necesario un tratamiento médico para su recuperación.

-Tensión muscular por estrés emocional: El musculo más importante del cuerpo es la mente. Es decir, el estrés emocional originado de situaciones que producen depresión o ansiedad no solo se refleja en el estado de ánimo, sino también en el cuerpo.

-Sedentarismo: El sedentarismo puede acentuar la tensión de los músculos en todas aquellas personas que sufren o padecen de estrés emocional. Como también, que sufran de dolores en músculos que con anterioridad hayan sido lesionados.

-Durante el invierno: La exposición a temperaturas bajas es capaz de generar una gran tensión en los músculos, ya que los tejidos optan por tensarse como una respuesta de protección ante dicha temperatura. Por lo cual, los músculos consiguen una menor flexibilidad y se origina el molesto dolor. Generalmente esta clase de dolor desaparece cuando se aplica calor en el área, pero, en algunos casos también se necesita de un relajante para así colaborar con la recuperación.

Para qué sirve un relajante muscular

Riesgos de los relajantes musculares

Es importante aclarar que se presenta un mayor riesgo en algunas personas al consumir relajantes musculares. Por lo cual, es importante que las personas de tercera edad, con trastornos de la conducción cardíaca, arritmias, infarto de miocardio reciente o insuficiencia cardíaca eviten el consumo de estos fármacos. Como también, las personas que consumen mucho alcohol, se encuentran en estado de embarazo o manejan maquinarias, no deberían de consumir muchos relajantes musculares.

A continuación, se nombrarán algunos efectos secundarios que podrían originar los relajantes musculares:

  • Dolor de estómago.
  • Náuseas y vómitos.
  • Sequedad bucal.
  • Somnolencias.
  • Mala visión (Borrosa).
  • Poca coordinación en los brazos.

Para qué sirve un relajante muscular

Los efectos secundarios nombrados anteriormente son los efectos inmediatos. Debido a que los efectos secundarios a largo plazo son mucho más serios ya que estos fármacos pueden ser adictivos. Uno de dichos efectos es la limitación de la capacidad de reaccionar y pensar, debido a que con su efecto relajante, el cerebro se relaja de la misma forma y se pueden entorpecer algunas funciones motoras.

►►También te puede interesar

Compartir es sinónimo de bondad. Se bondadoso...

Deja un comentario